En 2004  meditaba huir del crudo invierno de la Península, atrás quedaban los años de las stages en Lanzarote, tan provechosos para ampliar el grupo de entrenamiento ó para entrenar duramente durante algún periodo de la estación invernal. Fue entonces cuando Carmelo Ruiz me ofreció la posibilidad de asentar nuestro Training Camp en Gran Canaria en el enclave de Pozo Izquierdo.

Roque Nublo

Los años de Pozo Izquierdo fueron los de la semilla y la reflexión. Años , de 2005 a 2012, en los que ampliábamos el grupo de entrenamiento, y en los inviernos, esperábamos el momento para volar a Gran Canaria para reencontrarnos con amigos y discípulos. Años de duros entrenamientos, camaradería, descubrimiento, estudio, crecimiento y maduración. Nos citábamos en enero para templar el acero y normalmente lo blandíamos en mayo en Lanzarote.

 

Años y vivencias que no caen en saco roto. Ahora vuelvo a Gran Canaria, pero para quedarme un tiempo. O toda la vida. La isla ya no tiene secretos; y los que guarda, estamos deseosos de descubrirlos. Vuelvo para reencontrar amigos que también me han enseñado el camino y soñando con oportunidades, cambios y nuevos retos.

 

El “Team Portsea” vivirá en este valle, en las dunas, en los caminos y en los sueños de todos los que hacen posible este nuevo reto.

Compartir: